¿Qué puede hacer el paciente para contribuir en su recuperación por una cirugía?


  • Caminar por la casa, ducharse por sí mismo, bajar escaleras, etc. Esto debe hacerse durante la primera semana, si presenta dolor, suspenda la actividad.
  • Posiblemente pueda manejar también en la primera semana, siempre y cuando sean trayectos cortos y no esté tomando analgésicos muy fuertes.
  • No levante cosas pesadas ni haga esfuerzo físico durante las primeras dos semanas.
  • No se sumerja en una bañera ni vaya a la piscina hasta que el médico le diga que es el momento indicado.
  • Consuma una dieta normal, evitando la grasa y el picante.

Por último, el paciente no debe olvidar llamar a su médico si presenta alguna de las siguientes situaciones:

  • La temperatura está por encima de 3°C
  • Las heridas quirúrgicas están sangrando, están rojas o calientes al tacto.
  • Tiene dolor que no se alivia con los analgésicos.
  • Se le dificulta respirar.
  • Tiene una tos que no desaparece.
  • No puede beber ni comer.
  • Sus heces son de un color gris.